Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Estás en:

  1. Inicio
  2. Blog
  3. Artículo

Las pensiones contributivas se revalorizarán un 3,8% en 2024

El IPC de noviembre se ha situado en un 3,2%. Este dato determina una variación media interanual del IPC entre diciembre de 2022 y noviembre de 2023 del 3,8% que, de acuerdo a lo establecido por la Ley, es el porcentaje de revalorización que se aplicará a las pensiones contributivas para 2024, salvo a las pensiones mínimas que subirán aún más.

Tiempo de lectura: 2 minutos

Compartir

Imprimir
Las pensiones contributivas se revalorizarán un 3,8% en 2024

4,6 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 85%
  • 4 4%
  • 3 4%
  • 2 4%
  • 1 4%

25 votos

5426 visualizaciones

De acuerdo al artículo 58 de la Ley General de Seguridad Social (LGSS), desde enero de 2022, las pensiones contributivas del sistema de Seguridad Social, entre ellas las pensiones de jubilación, incapacidad permanente y viudedad, se revalorizan cada 1 de enero según la variación media interanual del IPC (Índice de Precios al Consumo) de los 12 meses previos al mes de diciembre del año anterior. Es decir, en 2024, se revalorización según la variación media interanual del IPC entre diciembre de 2022 y noviembre de 2023

Por lo tanto, las pensiones subirán, a partir de 1 de enero de 2024, en un 3,8%.

Este porcentaje definitivo de revalorización del 3,8% se ha confirmado con  la publicación por el INE (Instituto Nacional de Estadística), el 14 de diciembre, del dato definitivo de IPC de noviembre de 2023 (el llamado IPC armonizado) que se ha situado en un 3,2%, confirmando el dato adelantado publicado el 29 de noviembre.

Acceso a dato adelantado de Inflación noviembre 2023 (INE)

Importe de la pensión máxima para 2024

Si se confirmase este dato de variación del IPC en un 3,8% entre diciembre de 2022 y noviembre de 2023, la pensión máxima también subiría un 3,8% y quedaría situada en 2024 en 3.175 euros mensuales (44.450,6 euros anuales), frente a los 3.058,81 euros de 2023 (42.823,34 euros).

Pensiones mínimas de jubilación, pensiones mínimas de viudedad, pensiones no contributivas, e ingreso mínimo vital (IMV)

Este dato de IPC anual influye también en la revalorización de las pensiones no contributivas, las pensiones contributivas mínimas de jubilación y viudedad, y el IMV, aunque todas estas prestaciones subirán más que las pensiones contributivas, ya que subirán más que el IPC:

  • En el caso de las pensiones mínimas de jubilación subirán para equipararlas progresivamente con el umbral de pobreza, con el objetivo de converger con ese 100% del umbral de pobreza a partir de 2027.

    Para la determinación de ese umbral de la pobreza para un hogar compuesto por dos adultos se multiplicará por 1,5 el umbral de la pobreza correspondiente a un hogar unipersonal. Así, en 2024, las pensiones mínimas de jubilación se incrementarán, adicionalmente al IPC, en el porcentaje necesario para reducir en un 20% la brecha que exista respecto al límite de ingresos del umbral de pobreza.

    El objetivo es que la pensión mínima de jubilación contributiva con cónyuge se situé en 2027, en al menos los 16.500 euros anuales (1.178,5 euros mensuales), un 22% más que en 2023.

    En 2024, las pensiones mínimas de jubilación se revalorizarán entre un 5% y un 7%.

  • Las pensiones mínimas de viudedad irán subiendo para su equiparación progresiva en 4 años, a partir de 2024, con las pensiones mínimas de jubilación.  La pensión mínima de viudedad con cargas familiares se incrementará en un 14,1%, pasando su importe desde los 12.682 euros anuales (906 euros mensuales en 14 pagas) de 2023 a 14.457 euros anuales (1.033 euros mensuales).
  • Las pensiones no contributivas (jubilación e incapacidad) se incrementarán hasta converger en 2027 con el 75% del umbral de la pobreza para un hogar unipersonal calculado a partir de la Encuesta de Condiciones de Vida del Instituto Nacional de Estadística (INE). En 2024, una vez revalorizadas de acuerdo con el IPC, se incrementarán adicionalmente para reducir en un 20% la brecha existente hasta alcanzar el 75% del umbral de riesgo de pobreza para un hogar unipersonal.

    Las pensiones no contributivas se incrementarán en 2024 el 6,9%. En 2024, la cuantía integra de las pensiones no contributivas ascenderá aproximadamente a casi 7.300 euros anuales (casi 520 euros mensuales).
  • El Ingreso Mínimo Vital (IMV) se incrementará en 2024 un 6,9%, lo mismo que las pensiones no contributivas, ya que está su cuantía referenciada a la de las pensiones no contributivas.

Subida del complemento de brecha de género

En 2024 comenzará a aplicarse la subida extra del complemento de brecha de género, que se incrementará un 10% en 2024 (y otro 10% adicional en 2025), adicionales a su revalorización anual según el IPC. Una vez aplicada la revalorización general del IPC, se aplicará ese incremento adicional del 10%

Por tanto, teniendo en cuenta el incremento del IPC (diciembre 2022-noviembre 2023) en un 3,8%, en 2024 el complemento de brecha de género quedaría situado en 34,71 euros mensuales por hijo (frente a los 30,40 euros de 2023), hasta un máximo de 4 veces ese importe.

Valoración del artículo

4,6 de un máximo de 5 estrellas

  • 5 85%
  • 4 4%
  • 3 4%
  • 2 4%
  • 1 4%

25 votos

5426 visualizaciones

Suscripción al boletín

Si te ha gustado este artículo, suscríbete a la Newsletter

Recogemos tus datos de carácter personal (Nombre/E-mail) con la finalidad de suscribirse al servicio de Newsletter, donde serás informado de las novedades o noticias de interés sobre las actividades que realizamos. Dichos datos serán incorporados a un fichero del que es responsable BANCO BILBAO VIZCAYA ARGENTARIA, S.A. (en adelante “BBVA”)

Conservaremos tus datos personales durante el tiempo de vigencia del servicio, o hasta que nos solicites la baja del mismo.

Quiero suscribirme a la newsletter